El Chelsea ha anunciado ya la incorporación de Rafa Benítez como nuevo técnico blue. El madrileño cogerá el testigo dejado por Roberto di Matteo, condenado por los mediocres resultados que ha cosechado con el equipo londinense esta temporada, especialmente en la Liga de Campeones.

La última derrota del Chelsea, frente a la Juventus de Turín (3-0), fue el detonante para precipitar el despido del italo-suizo, que ha dejado al combinado blue con escasísimas opciones de pasar de ronda (el equipo inglés debe ganar al Nordsjælland y la Juventus tiene que perder frente al Shakhtar, ya clasificado para octavos) y necesitado de un revulsivo que debe ser Benítez.



El madrileño regresa a los banquillos tras su última experiencia en el Inter de Milán, donde fue despedido en 2010 por los discretos resultados del equipo neroazzurro, y se reencuentra con Fernando Torres, quién fue su ‘niño’ prodigio en el Liverpool. Al lado de Benítez, el delantero exhibió su mejor versión y, ahora, ésta puede regresar a la senda del triunfo con la adecuada dirección del técnico español. De ser así, podría alargarse la estancia en Stamford Bridge tanto de Torres como del propio Benítez, que sólo ha firmado hasta final de temporada.