El piloto francés, Sebastien Ogier, se ha coronado como el maestro en el barro de los tramos galeses con su Volkswagen Polo R WRC y ha superado por 37.6 segundos a Mikko Hirvonen, que ha logrado terminar segundo tras una pelea titánica antes de retirarse definitivamente de la competición. El francés cierra la temporada con una victoria para celebrar su bicampeonato del WRC.



Hirvonen, que ha pilotado un Ford Fiesta RS WRC, ha finalizado por delante de Mads Ostberg, que ha sido tercero con su Citroën DS3 WRC en la última cita del Campeonato del Mundo de Rallyes. Su compañero de equipo, Kris Meeke, estaba luchando por la segunda plaza cuando ha dañado un neumático de su coche que le ha relegado finalmente a la sexta posición.

Jari-Matti Latvala ha sido el mejor en el Power Stage con su Polo R WRC y ha sumado los tres puntos extra en juego. Thierry Neuville ha terminado segundo con su Hyundai i20 WRC, mientras que Ostberg se ha llevado el último punto extra siendo tercero.

RESULTADOS DEL RALLY