David Cal, el deportista español con más medallas olímpicas (cuatro platas y un oro), se ha retirado del deporte profesional a falta de poco más de un año para que se celebrasen los que iban a ser sus quintos juegos olímpicos.  El principal motivo para dar este paso se basa en su falta de motivación y en los cambios realizados por su entrenador Suso López en el último año.

Cal y Suso se marcharon a Brasil, donde el técnico fue contratado por el Comité Olímpico local con el objetivo de formar a sus palistas para la cita de Río 2016. Esto supuso que Suso no prestara la misma atención que en años anteriores a Cal.

Con el Mundial a la vuelta de la esquina (se celebra en agosto), Cal no se veía preparado para lograr en este campeonato la plaza que da derecho a ir a la próxima cita olímpica.