El italiano Nicola Boem se adjudicó la décima etapa del Giro de Italia, mientras que Alberto Contador conservó la camiseta rosa de líder que se enfundó en la quinta etapa
Tras la primera jornada de descanso, el italiano Nicola Boem (Bardani) se impuso en la décima etapa del Giro de Italia, que unió Civitanova Marche y Forli, con un tiempo de 4 horas, 26 minutos y 16 segundos. El podio lo completaron sus compatriotas Matteo Busatop (Southeast) y Alessandro Maluguti (Nippo).
El pelotón principal llegó a más de un minuto, mientras que el australiano Richie Porte (Sky), uno de los favoritos, sufrió un pinchazo a falta de unos cinco kilómetros y necesitó 44 segundos más que el líder Contador, que sigue al frente de la general con tres segundos de ventaja sobre el italiano Fabio Aru (Astana) y 46 sobre Mikel Landa (Astana). 

El australiano Richie Porte (Sky), ha sido sancionado con dos minutos de penalización por recibir la ayuda de su compatriota Simon Clarke, del Orica, que le prestó una rueda cuando pinchó a 6 kilómetros de la conclusión de la décima etapa, con lo cual queda a 3:09 de Contador

Mañana se disputará la undécima etapa, de 153 kilómetros, con salida en Forli y llegada al circuito de Imola, al que tendrán que dar cuatro vueltas.
Foto: EFE