El trimarán MOD70 'Musandam-Oman Sail', al mando del regatista francés Sydney Gavignet, con el español Alex Pella en la tripulación, batió el récord de la Vuelta a Irlanda que estaba vigente desde septiembre de 1993 
El MOD70 (trimarán de 31,35 metros de eslora) 'Musandam-Omán Sail' que es el buque insignia del Sultanato de Omán, completó la circunnavegación de Irlanda en 40 horas 51 minutos y 57 segundos, llegando a puntas de velocidad de 38 nudos (75 km/h) reportados en la costa oeste irlandesa.
El nuevo récord, que ha rebajado en casi cuatro horas el establecido por Fosset en Fosset y que estaba en 44 horas, 42 minutos y 20 segundos, está sujeto a su verificación por parte del World Sailing Speed Council (WSSRC).
Pella ha explicado que: "Un récord es un poco peculiar, no es una regata con fecha de salida, aquí el día lo decides tú. En el récord de la vuelta a Irlanda, siendo una isla redonda, es muy difícil encontrar unas condiciones ideales a lo largo de todo el recorrido".
Ha añadido que: "Se tienen que dar unas determinadas condiciones, como por ejemplo en este caso, que tengas el centro de una depresión, de una borrasca, en el centro de la propia isla, para que tengas el viento girando alrededor de ella".
Junto a Pella y el ya referido Gavignet, el resto de la tripulación lo han formado, los omaníes Fahad Al Hasni, Yasser Al Rahbi, Sami Al Shukaili y el también francés Jean Baptiste Levaillant.
El navegante español ha reconocido: "Hemos sufrido mucho para manejar el barco. Salimos muy bien y rápido, a unos 30 nudos (55 km/h) y sin ola. Sin embargo en la parte norte y nordeste de la isla, hemos tenido muy poco viento, lo que nos hizo retrasarnos. En la parte oeste de la isla hemos tenido condiciones muy duras, con viento de hasta 45 nudos (88 km/h) y con olas de cuatro metros".
"No son -continuó- condiciones buenas para correr con estos barcos ya que son muy peligrosos y ahí hemos sufrido bastante. El resto de la isla hemos vuelto a ir muy rápido y eso nos ha permitido batir el record", indicó el navegante.
"Aunque no conocía el barco, navegar en este trimarán oceánico ha sido una 'pasada' y una escuela increíble. Estoy encantado de que Sidney Gavignet me haya ofrecido esta oportunidad ya que este equipo tiene mucho nivel", ha concretado
Pella va a continuar la temporada con el 'Oman Sail' y el final de la temporada lo va a hacer con Kito de Pavant, en la clase Imoca. "Me queda por delante un año deportivo espectacular", ha asegurado el navegante español.

Fuente: EFE