El alemán Jan Frodeno se impuso en el Campeonato del Mundo de Medio Ironman en Zell am See (Austria). Javier Gómez Noya, que se colgó el bronce en la defensa del título

Gómez Noya defendió su título conquistado el año pasado en Canadá mermado físicamente tras haber tenido que estar en cama dos días tras el triatlón de Estocolmo por un virus.

Pese a todo, el gallego comenzó bien y acabó en cabeza en tramo de natación, seguido por Jan Frodeno.
Ya en el sector de ciclismo, los alemanes comenzaron a imponer su ritmo. Acabó primero Andreas Dreitz, seguido por Jan Frodeno a 45 segundos, y con Andi Boerecher tercero. Gómez Noya terminó el sector sobre dos ruedas a casi cinco minutos de la cabeza.

El español estuvo brillante en la carrera a pie, en la que consiguió ir remontando hasta acabar tercero a 3:46 minutos de Frodeno. Kienle se hizo con la plata a 1:29 del ganador.

El también española Albert Moreno acabó en la décima plaza a 8:52 de Jan Frodeno.

La prueba consistió en 2 kilómetros de natación, 90 de ciclismo y 21 de carrera a pie.


Fuente: EFE