John John Florence logró el título de campeón del mundo de la World Surf League (WSL), el segundo de su carrera, durante el Billabong Pipe Masters de Hawái, última prueba del Championship Tour 2017, circuito mundial cerrado a los mejores 34 surfistas del planeta. A sus 25 años, Florence se convierte en el primer surfista, desde el fallecido Andy Irons, en defender con éxito su primer título mundial, añadiendo su nombre a la elitista lista formada por Mark Richards, Tom Carroll y Tom Curren, únicos surfers que han logrado esta hazaña en categoría masculina.


Junto al hawaiano Florence, tres surfistas presentaban opciones al título al comienzo del Billabong Pipe Masters. Sin embargo, ni el brasileño Gabriel Medina, ni el sudafricano Jordy Smith, ni el australiano Julian Wilson consiguieron los resultados necesarios para impedir que Florence consiguiera la gloria en casa.

La coronación del hawaiano se confirmó tras la eliminación de Medina en cuartos de final a manos del más tarde ganador del evento, el francés Jeremy Flores.

La temporada de Florence comenzó con buenos resultados durante la ronda australiana, en donde obtuvo su primer triunfo del año en Margaret River. Después de terminar 13º en Río (Brasil) y Fiji, el hawaiano fue mejorando sus resultados a medida que avanzaba la temporada. Así, después de terminar quinto en las pruebas de Jeffreys Bay (Sudáfrica) y Teahupoo (Tahití), y llegar a semifinales en Trestles (Estados Unidos) y Hossegor (Francia), Florence arrebató el Jeep Leader Jersey a su rival más directo, Jordy Smith.

En categoría femenina, a principios de este mes de diciembre, una australiana se llevó la máxima gloria. Tyler Wright se coronó campeona del mundo, su segundo título mundial durante el Maui Women's Pro, última prueba de la temporada del Championship Tour de la World Surf League de féminas.

La pronta eliminación de la número 1 del ranking del Jeep Leaderboard, Sally Fitzgibbons, ponía toda la emoción en el duelo entre Wright y la norteamericana Courtney Conlogue, segunda y tercera clasificadas respectivamente en la general. La eliminación de esta última en cuarta ronda a manos de Nikki Van Dijk y el avance de la australiana a semifinales, tras derrotar a la wildcard del evento Brisa Hennessy (HAW) en cuartos de final, coronaban a Wright como campeona del mundo de 2017.

Con este triunfo, la joven de 23 años revalida el título mundial que ya obtuvo en 2016 en un año en el que la australiana se mostró intratable con cinco victorias en las pruebas del CT (Gold Coast, Margaret River, Río de Janeiro, Lower Trestles y Maui). Con uno de los finales de temporada más igualados que se recuerdan, 2017 no ha sido un año fácil para la campeona. Con una victoria en el Oi Rio Pro (Brasil), un segundo puesto en el Drug Aware Margaret River (Australia) y un tercero en el Rip Curl Pro Bells Beach (Australia) y el Outerknown Fiji Women’s Pro (Fiji), Wright sufrió una lesión en la rodilla justo antes de la prueba de Cascais (Portugal). Sin embargo, la fuerza y determinación lideraron su camino hacia una gran remontada, subiendo hasta el segundo puesto del ranking y volviendo a la carrera por el título mundial para hacerse nuevamente con la gloria.