Se puso punto y final a la temporada 2017/2018 de esquí alpino con la Copa del Mundo en la que, a continuación, hacemos un breve resumen de los grandes ganadores de este año en las categorías femeninas.

La estadounidense Mikaela Shiffrin se aseguró con el tercer puesto logrado en la prueba de eslalon gigante disputada en Ofterschwang (Alemania), su triunfo en la general de la Copa del Mundo de esquí alpino. Por segunda temporada consecutiva, la joven de Vail se llevará el gran Globo de Cristal que distingue a la dominadora del circuito.

A sus 23 años no ha tenido rival en la presente edición de la Copa del Mundo (1773 puntos). Su diferencia con respecto a la suiza Wendy Holdener (1168) era de 603 puntos a falta del último eslalon del año en Ofterschwang y de las Finales en Are.

Para alzar un nuevo Globo de Cristal, la estadounidense triunfó en diez ocasiones. Ganó los eslalon de Killington (Estados Unidos), Lienz (Austria), Zagreb (Croacia) y Flachau (Austria); hizo doblete en Kranjska Gora (Eslovenia), con sus victorias en el gigante y en el eslalon, y Courchevel (Francia), al salir vencedora del eslalon gigante y paralelo; se llevó también el evento urbano de Oslo y el descenso de Lake Louise (Canadá). En otras seis ocasiones pisó el podio, para recoger dos platas y cuatro bronces. 



Descenso

La estadounidense Lindsey Vonn (506 puntos) se adjudicó el último descenso de la temporada en la estación sueca de Aare, mientras que la italiana Sofia Goggia, segunda, se alzó con el globo de cristal de la especialidad por sólo tres puntos de diferencia (509).

Vonn ganó su cuarto descenso consecutivo de la temporada, pero el segundo puesto de Goggia hizo que la italiana se apuntara el globo de cristal de la especialidad al ser segunda a sólo 6 centésimas.

La estadounidense luchó hasta el último metro de la prueba, acortada 200 metros por las condiciones de la nieve, y cumplió con su objetivo, ganar, en el que es su 43 triunfo en la especialidad y número 82 en pruebas de la Copa del Mundo.


Super-G

La esquiadora de Liechtenstein Tina Weirather conservó el globo de cristal de supergigante tras la final de la Copa del Mundo de esquí alpino en Are, donde la italiana Sofia Goggia se impuso ante la alemana Viktoria Rebensburg y la estadounidense Lindsey Vonn.

Sexta a 1 segundo y 8 décimas de Goggia, Weirather aprovechó la rápida salida de pista de la suiza Lara Gut, su última rival por el globo.

Tina finaliza con 461 puntos, casi 100 más que Lara Gut (375), segunda por delante de la austríaca Anna Veith (339).

Slalom Gigante

La alemana Viktoria Rebensburg ganó por tercera vez el título de slalom gigante de la Copa del Mundo de esquí alpino después de que la última prueba de la temporada en Are fuera cancelada debido a los fuertes vientos.

El jurado de la carrera primero bajó la salida para evitar las ráfagas de viento en la zona alta de la montaña, pero más tarde la canceló ya que las condiciones no parecían seguras para un slalom gigante.

Rebensburg, que ya había ganado el título en 2011 y 2012 y esta temporada se había impuesto en tres carreras (Sölden, Killington y Kronplatz), acabó con 92 puntos de ventaja sobre la francesa Tessa Worley, que ganó el título la temporada pasada y en 2013. 

Slalom

Mikaela Shiffrin fue una vez más la mejor en la última prueba de slalom en la estación sueca de Are. La esquiadora norteamericana, la mejor en la primera manga, fue de nuevo la mejor en la segunda, logrando una diferencia de 1.58 respecto a la segunda clasificada, Wendy Holdener (705) y la sueca Frida Hansdotter (681).

De esta forma, Shiffrin con 980 puntos vuelve a cerrar una gran temporada, en la que se ha revalidado los Globos de Cristal de la general de la Copa del Mundo y del slalom, su mejor disciplina desde siempre.

Shiffrin sumó su victoria 42 en la Copa del Mundo desde que debutara en el gigante de Spindleruv Mlyn y la 12ª de la temporada, siete de ellas en el slalom.

Combinada

La italiana Federica Brignone consiguió su tercera victoria en la temporada de la Copa del Mundo al ganar la prueba combinada disputada en Crans-Montana (Suiza). Quinta tras el supergigante, la esquiadora milanesa ejecutó en el eslalon su triunfo ante la suiza Michelle Gisin (+0.03) y la eslovaca Petra Vlhova (+0.09).

En la cuarta posición se ubicó la suiza Wendy Holdener, quien con ese resultado se erigió en la ganadora del Globo de Cristal de la combinada alpina. Holdener termina con 150 puntos, perseguida por su compatriota Michelle Gisin (109) y por la propia Brignone (100).