Allyson Felix, campeona olímpica, perdió ante Jeneba Tarmoh en los 200 metros de la reunión de Birmingham, quinta etapa del circuito de la Liga de Diamante, marcada por la baja de última hora de la estrella local, Mo Farah

La presencia del campeón olímpico y mundial de los 5.000 y 10.000 metros, que en Birmingham debía correr los 1.500 metros, había suscitado una gran expectación, especialmente después de que su entrenador fuera acusado en los últimos días de promover prácticas dopantes.
Un documental de la BBC puso el miércoles la sombra de la sospecha sobre Alberto Salazar, estadounidense nacido en Cuba y que entrena a Mo Farah. El británico de origen somalí no está directamente afectado por las acusaciones contra Salazar, que se refieren a otros atletas, pero se ha visto salpicado por el caso indirectamente.
"No puedo concentrarme correctamente en la carrera de hoy y tras lo sucedido en los últimos días, me siento emocional y físicamente agotado", explicó en un comunicado Farah.
"Quiero brillar en el Mundial de Pekín y decidí que lo mejor para mí era volver a los Estados Unidos, para encontrar respuestas a mis preguntas y retomar el entrenamiento", añadió.
Sin Mo Farah, los 1.500 metros de Birmingham fueron ganados por el keniano James Magut (3:37.61). A sus 40 años, el estadounidense nacido keniano Bernard Lagat, terminó octavo, a más de cuatro segundos.
Por su parte, Tarmoh, que ya había ganado en la reunión de Roma el jueves, batió en la línea de meta a la favorita de la carrera de los 200 femeninos, Felix, que es además triple campeona mundial. Ambas velocistas terminaron con el mismo crono (22 segundos, 29 centésimas).
Bracy triunfa en los 100 m 
En otra de las pruebas estelares, los 100 metros masculinos, la victoria fue para el estadounidense Marvin Bracy con un teimpo de 9 segundos y 93 centésimas. El británico Adam Gemili fue segundo, con 9 segundos y 97 centésimas, convirtiéndose así en el hombre número 100 en correr los 100 metros por debajo del límite simbólico de los 10 segundos.
El honor británico lo defendió también Greg Rutherford, campeón olímpico de longitud y que ganó en su prueba (8,35 metros), logrando de paso la tercera mejor marca del año.
En el lanzamiento de jabalina, el keniano Juius Yego destacó con la novena mejor marca de todos los tiempos, llegando a 91,39 metros en su último intento validado tardíamente, lo que le permitió superar al campeón mundial checo Vitezslav Vesely (88,18 m).
La croata Sandra Perkovic se impuso en el lanzamiento de disco con 69,23 metros, mientras que la jamaicana Kaliese Spencer (54,45) dominó los 400 metros vallas, donde la checa Zuzana Hejnova, campeona mundial, sólo fue tercera (54.73).
En el salto con pértiga, la triunfadora fue la brasileña Fabiana Murer (4,72 metros), campeona mundial en 2011. En los 110 metros vallas se impuso otro latinoamericano, el cubano Orlando Ortega (13.20).
Nijel Amos, de Botsuana, aprovechó por su parte la ausencia de la estrella de los 800 metros, el keniano David Rudisha, para ganar en la doble vuelta de pista con un crono de 1:46.77.
La Liga de Diamante contará con dos etapas en la próxima semana, primero el jueves 11 en Oslo y luego el sábado 13 en Nueva York.

Fuente: AFP