Mario Mola consiguió la victoria en la Copa del Mundo de Mooloolaba (Australia), segunda prueba y su segundo éxito en la temporada. El también español Vicente Hernández le puso las cosas difíciles siendo el único que aguantó su endemoniado rebufo a pie y acabaron firmando un doblete en lo más alto del podio. El portugués Joao Pereira, a 12 segundos, les acompañó en el podio desde el tercer cajón.

Mientras el resto de los grandes triatletas del panorama mundial guardan sus cartas (Gómez Noya, los hermanos Brownlee y el francés Luis) Mola ha apostado por empezar la temporada apabullando con una doble demostración de que está un escalón por encima del resto de los mortales cuando se enfunda el mono de competición.

En la prueba femenina, Jodie Stimpson es la líder provisional al reivindicarse en Australia ganando así las dos primeras pruebas de las Series Mundiales. Volvió a batir a todas sus rivales a golpe de zancada: logró colarse en una escapada ciclista de diez triatletas que hicieron buena su ventaja tras la natación alcanzando la segunda transición con casi un minuto de ventaja sobre el pelotón. La australiana Emma Moffat y la estadounidense Kirsten Kasper completaron el podio a 17 y 25 segundos de la ganadora, respectivamente.

La gran noticia del día para las españolas llegó con la séptima plaza de la extremeña Miriam Casillas.