Vencedor de la dos ultimas Copas de Francia, el Paris Saint-Germain buscaba frente al Angers un nuevo triunfo en la centésima edición de este trofeo para salvar una temporada complicada. Después de fracasar en la Champions League y terminar segundo detrás del Mónaco en Ligue 1, Emery se jugaba también gran parte de su continuidad y opto por su once de gala con Draxler, Cavani y Di Maria en ataque frente al duodécimo de Ligue 1.

Muy superior y casi siempre con el dominio del balón en los primeros minutos, pero el PSG no definió la final de Copa hasta la recta final del encuentro, cuando finalmente, todo parecía indicar que los dos equipos iban a disputar la prórroga. Pero Cissokho, a la lucha con Matuidi, desvió de cabeza en su propia portería el córner parisino durante el tiempo añadido (1-0, min.91).

Este gol permite a Emery cerrar su primer año con tres trofeos (las dos copas nacionales y la Supercopa de Francia).