Grigor Dimitrov ha ganado el primer Masters 1000 de su carrera. El búlgaro ha frenado a un Nick Kyrgios más serio que de costumbre en la final de Cincinnati, que se apuntó por 6-3 y 7-5 en 1 hora y 25 minutos. A sus 26 años este es su séptimo título, tercero de este año. 

En el primer set, Dimitrov controló tácticamente el partido y salvó con tranquilidad las dos bolas de break de las que dispuso Kyrgios. En el sexto juego, fue él quien rompió el servicio del aussie y mantuvo con elegancia y sin problemas la ventaja para apuntarse el parcial.


El desánimo no le duró demasiado a Kyrgios, que sacó lo mejor de su tenis para aguantar el tipo ante el búlgaro. Aún así no pudo superarle en un punto espectacular que acabó con dejada de Nick y contradejada de Grigor.

Entonces Kyrgios se animó con algunos aces, pero no logró inquietar a Dimitrov al resto. Ni siquiera cuando este tuvo que jugársela con segundos servicios. Lo intentó de diversas formas, pero se encontró con un rival perfectamente plantado sobre la pista. Dimitrov se puso 6-5 y saque con su segundo break, tras un derechazo mal ejecutado por su contrincante.

WIKIPEDIA