El Valencia Basket se ha proclamado campeón de la Supercopa Endesa por primera vez en su historia. El conjunto 'taronja' se impuso al Herbalife Gran Canaria en la final (69-63) y suma así su sexto título a su palmarés, en la que era su cuarta final consecutiva tras las tres de la temporada pasada. Se convierte además en el sexto equipo español que alza este título.

El encuentro comenzó de manera completamente opuesta al de la semifinal ante Unicaja. El Valencia Basket solo anotó tres de los primeros 11 lanzamientos que intentó y el Herbalife cogió una ligera ventaja (7-13). Sin embargo, la defensa mantuvo en el marcador a los de Txus Vidorreta, y tras un parcial favorable llegaorn al final del primer cuarto con 13-13.

En el segundo cuarto las luces se le apagaron definitivamente a los 'taronja'. Un parcial de salida de 4-19 permitió al conjunto canario alejarse en el marcador hasta el 17-32, pero de nuevo una ligera reacción del Valencia Basket le mantuvo en el partido, yéndose al descanso por debajo de la barrera de los 10 puntos (23-32).

Pintaba mal el partido para los valencianos, sin embargo, tras el descanso apareció San Emeterio (18 puntos) para remontar con un parcial de 25-14 y poner al cuadro 'taronja' por delante mediado el tercer cuarto (41-37). Un festival ofensivo que se vio detenido de manera forzosa cuando el cántabro se resintió de unas molestias musculares y tuvo que abandonar el campo. A partir de ahí, el Herbalife se enganchó de nuevo al encuentro y se puso incluso por delante.

En el último cuarto, sin embargo, la veteranía del Valencia Basket superó a la ambición del Gran Canaria, y con una gran aparición de Green en los minutos finales (MVP con 13 puntos en la final), la victoria terminó cayendo para el vigente campeón de Liga Endesa.





SEMIFINALES

Valencia Basket 83-78 Unicaja Málaga
31–18, 19–18, 16–27, 17–15

Victoria del conjunto taronja por 83-78 en las semifinales de la Supercopa ante un Unicaja combativo. Cuarta final consecutiva para los valencianos.

Ya suele ser habitual la presencia de Valencia Basket en una final. Equipo con todas las letras que en el día de hoy disputará su cuarta final consecutiva. Pero primero tuvo que sudar y al final, más de la cuenta para vencer al conjunto cajista en un encuentro que tuvo de todo. Previo al partido, se decía que las bajas iban a mermar al plantel de Valencia, además con técnico nuevo y habiendo entrenado juntos dos días y que el conjunto malacitano venía mejor. Se dicen muchas cosas hasta que bota el balón y nada de lo que se dice importa.

El partido comenzó y pareció que por Valencia no había pasado el verano, que ese juego fastuoso que hizo hincar la rodilla al mismísimo Real Madrid seguía siendo igual de coral, defensa de espartos y ataque de alquimia. Los taronja salieron arrasando a un Unicaja perdido y sin rumbo. Su perfecto estilete, E.Green. El americano acabó la primera mitad con 14 puntos, 1 fallo en el tiro, 3 asistencias y 17 de valoración. Llegaron a vencer hasta por 17 puntos. Los malagueños alternaban buenos ataques con Salin y Agustine al mando con defensas cortocircuitadas (problemas con el pick and roll en cabecera). Valencia mandaba y lo demostraba. Fernando San Emeterio era el que más claro lo tenía. La divinidad del Santo le hace saber leer la mejor opción y eso es bueno para los de naranja. Joan Sastre, Dubljevic y W. Thomas desde el banco aportaban minutos de calidad y no permitían que bajase la diferencia. El Unicaja quería pero no podía. Reboteaba bien pero no era capaz de finalizar con acierto. Al descanso, los 50 puntos del equipo valenciano dejaban prever cual sería el final.

Los andaluces no se encontraron del todo en el primer tiempo, pero esto cambiaría.  Necesitaron pasar por vestuarios para mostrar una imagen más reconocible, agresiva atrás (con Alberto Díaz por fuera, y Jeff Brooks y James Augustine por dentro) y Nedovic al frente del suministro de puntos (23). Y desde la defensa sacó adelante el partido. La agresividad parece que cambió de bando y los cajistas fueron con todo. El serbio Nedovic, que arrastra problemas en el tobillo, se encendió en la segunda parte para alumbrar la esperanza del Unicaja, bien secundado por Jeff Brooks (14 puntos) y Sasu Salin (10). Llegaron a enjugar la diferencia (75-75), pero no lograron evitar el apagón final ante la defensa del Valencia Basket. Casi tres minutos sin anotar que fueron criminales. Aaron Doornekamp, con un triple lateral a falta de nueve segundos, puso la última pincelada a la victoria taronja. Los malacitanos lo intentaron, sacaron la garra y pusieron en apuros a un Valencia que apunta alto. En la final, espera Herbalife Gran Canaria.


Herbalife Gran Canaria 73-64 Real Madrid
24–17, 13–11, 14–11, 22–25

El conjunto canario sigue con su idilio en esta competición, donde jugará su segunda final consecutiva.

Con una grada enfervorecida a favor de su equipo, el cnjunto canario salió muy enchufado al partido, con una gran defensa y un acertado ataque, seis triples del conjunto canario en el primer cuarto, lo que le permitió contar con las primeras ventajas del partido desde el comienzo del mismo. El Madrid, por su parte, estaba algo frío, sin ideas. Flojo en defensa y muy desarcetado en ataque, los de Laso veían impotente como el Gran Canaria les superaba en todos lo ámbitos del juego. Así pues, se llegó al finla del primer cuarto con un 24-17 a favor del conjunto canario.

El segundo cuarto vivió un cambio radical. Ambos equipos tenían muhcos problemas para anotar, y las defensas comenzaban cada vez a ser más importantes. El Madrid necesitaba fluidez en ataque, y Laso alineó a sus dos bases en pista, pero de nada le sirvió. Poco acertado desde- el 6.75, el Madrid veía impotente como Gran Canaria mantenía su ventaja e incluso era capaz de aumentarla al final del segundo cuarto, llegando al descanso con nueve puntos de ventaja a favor del conjunto amarillo, 37-28.

La vulta de vestuarios no cambió para nada la tónica del partido. El Madrid mejoró algo en defensa, pero seguía sin ideas en ataque. Todo los contrario que Gran Canaria, que fue capaz de nuevo, de unir un buen ataque a su gran defensa, para coneguir la máxima ventaja del partido, 46-30 a mitar del tercer cuarto. Sólo una paequeña reacción madridista evitó que el partido se acabara antes del útlimo cuarto. Al final, se llegó con un 51-39 a favor de los canarios al final del tecer cuarto.

El último cuarto fue el de los ataques.  Ambos equipos se desataron en lo ofensivo, sobre todo el Madrid, que destapó el tarro de las esencias, de la mano de un gran Ayón, oara intentar dar la machada y remontar el partido. Y no estuvieron muy lejos, ya que a falta de cinco minutos, y gracias a los triples de Carroll y Randolph, el conjunto de Laso reducía la desventaja a cinco puntos, 59-54. Pero Gran Canaria no perdió los nervios, y bajo la dirección de Mekel y la anotación de Pasecniks controló el partido y elevó de nuevo la diferencia, esta vez definitiva hasta los nueve puntos, 73-64 al final del partido.

Destacar por parte de Gran Canaria la actuación e Eulis Báez, con 19 puntos. Mientras que por parte del Real Madrid, destacar la actuación de Ayón, con 17 puntos y 21 de valoración.


FINAL

Valencia Basket 69-63 Herbalife Gran Canaria
13-13, 10-19, 25-14, 21-17