La segunda cita de la temporada siguió un guión imprevisible aunque el resultado fuera el mismo que hace dos semanas: victoria de Vettel y otro golpe encajado por Mercedes, que le quiso devolver la trampa estratégica de Ferrari en Australia. De esta forma, junto al alemán el podio fue completado por Valtteri Bottas y Lewis Hamilton.

Sin embargo, el alemán escapó con una gestión impecable de los neumáticos. Por detrás, los dos Red Bull quedándose fuera a las primeras de cambio, Gasly dándole a Honda su mejor resultado desde que volvió a la Fórmula 1 (cuarta plaza) y Fernando Alonso remontando desde la 13ª a la séptima plaza. Carlos Sainz fue undécimo y se quedó fuera de los puntos.