Xavi Hernández Creus, leyenda del FC Barcelona y uno de los pilares del mejor Barça de la historia, anunció que se retira del fútbol después de 21 años en la élite. Con un palmarés al alcance de muy pocos y una manera única de entender el fútbol, la retirada de Xavi supone la pérdida de uno de los máximos exponentes del estilo único que colocó al Barça en la cima del planeta fútbol durante la última década.

Sin embargo, su retirada no es un adiós definitivo. El maestro dejará los terrenos de juego pero se mudará a los banquillos, y explicó cuáles serán los pilares del fútbol que intentará proponer desde la banda, compartiendo los valores que le han llevado a lo más alto: iniciativa, juego de ataque y posesión.

Xavi se va como uno de los máximos referentes de la mejor selección española que coleccionó la Eurocopa 2008, el Mundial 2010 y de nuevo la Eurocopa en 2012. Incluso se colgó la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Sydney 2000 como jugador sub-23.

Su trayectoria siempre ha estado ligada al F.C. Barcelona, aunque desde 2015 ha jugado para el Al-Sadd qatarí con quienes ha ganado la Liga de Qatar en esta temporada y en 2017 las Copas del Príncipe, del Emir y la Supercopa. Con el club catalán ha alzado títulos de todo tipo: ligas (8), Supercopas de España (6), Copas del Rey (3), Champions League (2006, 2009, 2011 y 2015), Supercopas de Europa y Mundiales de Clubes (2009 y 2011).

A título individual destaca el premio a ser el mejor jugador de toda la Eurocopa 2008, Balón de Bronce en 2009, 2010 y 2011 y premio World Soccer a mejor jugador del mundo hace 9 años.