El arquero gallego Miguel Alvariño consiguió la única plaza que disponía España por el momento para los Juegos de Tokio en tiro con arco, tras ser el mejor en el clasificatorio nacional. Anteriormente, Pablo Acha fue el que había logrado el billete para el país, pero estos no son nominales. En esta prueba Alvariño, que ya estuvo en Río 2016, fue el mejor y consiguió el pasaporte a los Juegos. 

El pasado lunes la Federación Española (RFETA) envió un correo a sus integrantes explicando que, con el cambio de fechas de la cita olímpica, esta plaza se volverá a poner en juego ya que la anterior era para la temporada 2019-2020 y ahora será para la 2020-2021. 

Esto es llamativo ya que, según se pronuncia Xaquin Mira, entrenador de Alvariño, en el resto de federaciones se han respetado las plazas ya asignadas. Vicente Martínez, presidente de RFETA, hace referencia a que quieren llevar a los mejores a unos JJOO, "¿Quién me asegura que dentro de 14 meses Alvariño estará al máximo nivel? Acha consiguió la plaza para el país y luego quedó segundo tras Alvariño en el clasificatorio nacional. No se quejó y Alvariño tampoco dijo nada". FUENTE