CURLING - El renacer de John Shuster - Historia Deportiva

Reciente...

ūüďĖMis Art√≠culos ūüŹąASH Football ūüŹÄTiempo Muerto NBA ūüŹíNHL Vavel
HISTORIA DEPORTIVA

23 de febrero de 2018

CURLING - El renacer de John Shuster

Foto: WCF. Richard Gray

John Shuster ha representado a Estados Unidos en cuatro Juegos Ol√≠mpicos, contando los de PyeongChang. Ma√Īana s√°bado a las 7:30 de la ma√Īana espa√Īola, el equipo norteamericano tiene una cita con la historia, ya que disputar√° por primera vez en la historia la final ol√≠mpica, lo har√° ante el todopoderoso equipo sueco (Niklas Edin), candidato en todas las quinielas a destronar a Canad√°. Sin embargo, Suecia no tendr√° en USA un rival f√°cil para cumplir con ese cometido.

El camino ol√≠mpico de John Shuster no ha sido sencillo. Si bien, en Tur√≠n 2006 se hac√≠a con una medalla de bronce, los resultados en Vancouver 2010 no fueron los deseados y se vieron ocupando la √ļltima plaza en la clasificaci√≥n. Tal fue la frustraci√≥n de Shuster que tom√≥ la decisi√≥n de dejar el curling, algo que por suerte no hizo finalmente y volvi√≥ a representar a su pa√≠s en los Juegos Ol√≠mpicos de 2014 donde Estados Unidos obtuvo un pobre balance de 2 victorias y 7 derrotas.

Tras los Juegos Ol√≠mpicos Shuster fue notificado de que no iba a formar parte del nuevo programa de alto rendimiento de la federaci√≥n estadounidense de curling. Pero Shuster no se rindi√≥ y decidi√≥ en ese momento demostrarle a la federaci√≥n que estaba equivocada. Baj√≥ su peso, entren√≥ duro y consigui√≥ su objetivo. En 2015, fue incluido en el programa junto a su equipo, formado por Tyler George, Matt Hamilton y John Landsteiner, algo por lo que tambi√©n tuvo que luchar. 

Ha sido un largo camino el que ha recorrido John Shuster desde aquella meritoria medalla de bronce lograda en Tur√≠n hasta la v√≠spera de la final de PyeongChang 2018, en la que nos encontramos ahora, una lucha continua que tendr√° ma√Īana su premio, independientemente del color de la medalla que cuelgue en su cuello m√°s tarde. Porque al fin, √©l es el h√©roe del que toda una naci√≥n se sentir√° orgullosa cuando ma√Īana escriba la √ļltima p√°gina del cuento de hadas que han supuesto estos Juegos en su carrera, el broche de oro a una semana impecable en la que, entre otras cosas, ha sido capaz de vencer a Canada dos veces cuando nunca antes lo hab√≠a conseguido.