La tenista estadounidense Serena Williams conquistó su sexto Wimbledon tras derrotar en la final a Garbiñe Muguruza por 6-4 y 6-4

En una hora y 22 minutos, Serena, número 1 del mundo, no dio opción a Garbiñe, de 21, que disputó en la pista central del All England Tennis Club de Londres y ante 15.000 espectadores su primera final de Grand Slam y también la primera de una española en 19 años.
La menor de las Williams se impuso con parciales de 6-4 y 6-4 y dio un paso más en su camino a conseguir el Grand Slam esta temporada, tras obtener los títulos en el Abierto de Australia y en Roland Garros, un hito que sólo han logrado tres tenistas hasta ahora: la alemana Steffi Graf, la australiana Margaret Court y la estadounidense Maureen Connolly.
El juego de Garbiñe, cuyo mejor resultado hasta ahora en un 'grande' fueron los cuartos de final en Roland Garros (2014 y 2015), ha dado un salto de calidad sobre la hierba londinense, pero este sábado ante sí tenía a la tenista que ha dominado el circuito femenino en las últimas dos décadas.
"No tengo palabras para describir lo que siendo. El público ha sido espectacular. He disfrutado mucho jugando aquí, han sido dos grandes semanas. Serena ha vuelto a demostrar por qué es la número uno del mundo", sostuvo Muguruza tras el partido.

Foto: EFE