Kyrie Irving y LeBron James se hicieron hermanos por una noche. Lideraron a los Cavaliers en el Oracle Arena para salvar el primer "match ball" (3-2) que tenían los Warriors para cerrar las Finales de la NBA. Cayeron derrotados por 112-97, en un partido donde echaron de menos a Draymond Green principalmente en su defensa, sancionado en este encuentro por un encaramiento con LeBron en el Game 4.

Es la primera vez en la historia en la que dos jugadores de un mismo equipo anotan 40 puntos en un mismo partido. Son los cuartos que repiten tras Havlicek-West, Jordan-Barkley y Shaq-Iverson. Entre Irving (41 puntos, 6 asistencias) y LeBron (41 puntos, 16 rebotes, 7 asistencias) sumaron 82 puntos ellos dos solos, fiesta anotadora que no pudo completar el Big-Three Kevin Love, desaparecido con una única canasta. Klay Thompson (37) fue vital en la primera parte para que los Warriors se mantuvieran en el encuentro, pero los 25 de Curry y los 15 de Iguodala fueron insuficientes para conseguir la victoria.



1º CUARTO

Los Cavaliers eran intimidados por la defensa de Warriors que habían comenzado muy bien (9-3), aunque reaccionaron rápido para no perderse en el partido (11-12). Los balones perdidos (5 en 6 minutos) eran una pesadilla para Cleveland, así como los continuos abucheos hacia LeBron James que lo tenían descentrado. Sin embargo, era la mejor noche del equipo de Ohio en el acierto exterior con hasta un 4/5 y que lo aferró al marcador (29-32). Las tres faltas en 2 minutos en su primera aparición de Dellavedova no ayudaron

2º CUARTO

Jefferson e Irving activaron a su equipo e iniciaron el segundo cuarto con un parcial de 7-0. Las ayudas lentas de Ezeli y la ausencia de Draymond Green en defensa pasaba factura, mientras que Klay Thompson parecía tener su día (26 puntos hasta ahora, 7/11 en tiros de campo y 6/8 en triples, 18 de ellos en este cuarto). Turno ahora para un intercambio de canastas que perduró hasta el descanso llegando en máxima igualdad (61-61).

3º CUARTO

Bogut tuvo que retirarse tras una mala caída, perjudicando a su rodilla izquierda. La batuta estaba ahora bajo los Cavaliers, y consiguieron la máxima ventaja (74-66). Certeros en el tiro, e intensos en defensa, Cleveland se acomodó en el partido llegando a estar +10 a 4 minutos del final del cuarto (85-75).

En los instantes finales, los Warriors se aprovecharon de la mala fortuna de Tristan Thompson desde la línea de tiros libres y se centraron en hacerle falta, impidiendo que Cleveland llegase a atacar en durante al menos dos minutos. Finalmente, el cuarto acabó con un 93-84 que dejaba muy de cara el partido para los visitantes.

4º CUARTO

Con LeBron e Irving imparables, el equipo de Steve Kerr tenía la complicada misión de parar los pies de la ofensiva de Cavaliers y remontar el encuentro. Los triples habían desaparecido en la segunda parte (3/21), y, pese a la garra de Varejao que demostró cuando salió a la cancha, el "small ball" no dio sus frutos y un 2+1 de Irving ponía un 102-92) crucial. Las jugadas del equipo de Tyronn Lue no tenían organización, pero los impulsos individuales en ataque estaban acertados esta noche. El reloj corría en contra de los Warriors que en los últimos cinco minutos solo pudo sumar 1 punto, y un 2+1 de LeBron ponía un 112-96 definitivo.