… es lo primero que he pensado tras las dos primeras jornadas de competición en la piscina del Estadio Acuático Olímpico, porque no es normal que se hayan batido seis records mundiales en dos días, y menos aún de la manera tan increíble en la que se han conseguido.

            La segunda jornada de competición comenzó con las series de los 100 Espalda femenino, donde contábamos con la presencia de Duane Da Rocha, que fue séptima en su serie con 1:00:87, logrando de esta manera su objetivo de pasar a semifinales con el decimoquinto tiempo. Las mejores en estas series fueron la estadounidense Kathleen Baker (58:84) y la australiana Emily Seebohm (58:99).

            Una de las pruebas más esperadas eran los 200 Libres masculinos, donde la nómina de nadadores que pueden luchar por las medallas es muy alta, y ya en las series calificatorias se iban a producir las primeras sorpresas con las eliminaciones del vigente campeón olímpico de Londres, el francés Yannick Agnel, además de las del surcoreano Tae-Hwan Park o el argentino Federico Grabich. El mejor tiempo corrió a cargo del chino Sun Yang con 1:45:75, que necesitaba resarcirse de su derrota en los 400, seguido del alemán Paul Biedermann con 1:45:78.

            Jessica Vall participó en las series de los 100 Braza femeninos, logrando también su objetivo de meterse en las semis de la tarde tras ser sexta en su serie con 1:07:07, decimocuarta total. La presencia de la readmitida rusa Yulia Efimova se hizo notar, puesto que logró el segundo mejor tiempo de las series, a solo una centésima de la estadounidense Lilly King, que con 1:05:78 hizo el mejor tiempo.


            En las series de los 200 Espalda masculino pudimos ver por primera vez a la gran promesa de la Natación masculina española, Hugo González de Oliveira, que en una prueba que no es la que mejor domina, él es campeón mundial junior en los 200, estuvo muy cerca de meterse en una semifinal olímpica después de ser segundo en su serie con 54:18, su mejor marca personal, finalizando en vigésima posición. Muy buena actuación de Hugo. El mejor tiempo fue para el francés Camille Lacourt (52:96) por delante del chino Jiayu Xu (53:01) y el australiano Mitch Larkin (53:04).

            Teníamos doble representación en las series de los 400 Libres femeninos, con Melani Costa y nuestra medallista Mireia Belmonte, que el día anterior acabó excesivamente tarde y llegó casi sin descanso a disputar esta prueba, y eso se notó. Las españolas no pudieron meterse en la final tras quedar 15ª Mireia con 4:08:12 y 17ª Melani con 4:08:98, quinta y sexta respectivamente en su serie.

            En la misma serie donde estuvieron las españolas se produjo la primera aparición en pruebas individuales de Katie Ledecky, dejando claro que ha llegado a Rio para convertirse en la reina de los Juegos y empezó batiendo el record olímpico con 3:58:71, a sólo 34 centésimas de su propio record mundial. ¿Lograría batirlo en la final de la tarde?.

            Las últimas series de la mañana fueron las del relevo 4x100 Libres masculinos, donde el cuarteto español formado por Markel Alberdi, Miguel Ortiz-Cañavate, Aitor Martínez y Bruno Ortiz-Cañavate batían el record de España con su tiempo de 3:16:71 finalizando en decimocuarta posición. Gran actuación de los españoles. El equipo ruso dio la sorpresa al realizar el mejor tiempo de todos con 3:12:04, por delante de Estados Unidos y Australia.


            La jornada de la tarde no pudo tener mejor comienzo, puesto que en la final de los 100 Mariposa femenino se batió un nuevo record mundial de la mano de la sueca Sarah Sjostrom, que con 55:48 rebajaba su propia plusmarca en 16 centésimas y le servía para alzarse con su primer oro olímpico. La segunda plaza fue para la sorprendente canadiense Penny Oleksiak, (hermana del defensa de los Dallas Stars de la NHL Jamie Oleksiak) que a sus 16 años lograba la plata con 56:46 con record mundial junior, siendo el bronce para la campeona en Londres Dana Vollmer con 56:63.


            En las semifinales de los 200 Libres masculinos Sun Yang dejó muy claro su favoritismo tras lograr el mejor tiempo con 1:44:63, casi un segundo mejor que el segundo, que fue Kosuke Hagino (1:45:45), y que el tercero, Conor Dwyer (1:45:55).

            Tras ver lo acontecido en las semifinales, la final de los 100 Braza femenino se plantea como un duelo por el oro entre Lilly King (1:05:70) y Yulia Efimova (1:05:72), a las que solo separó dos centésimas pese a correr en series diferentes. Además, la lucha por el bronce se plantea muy abierta, con ventaja inicial de la china Jinglin Shi (1:06:31), pero con Ruta Meilutyte, la estadounidense Katie Meili y la jamaicana Alia Atkinson en solo dos décimas.

            Jessica Vall salió muy fuerte en su serie semifinal, pasando los 50 en tercera posición, para finalmente acabar cediendo ante las especialistas de esta prueba y terminar octava en su serie con 1:07:55, siendo finalmente decimosexta. Seguro que en su prueba, los 200, luchará por lo máximo.

            Llegaba el momento de otra de las pruebas más esperadas de la noche, la final de los 100 Braza masculinos, con la expectación sobre si Adam Peaty sería capaz de volver a batir el record mundial, tal y como hizo en las series calificatorias de ayer…


            …y “SI”, lo hizo, y de que manera!!!, pulverizando nuevamente su marca dejando el nuevo record mundial en 57:13, un bocado de 74 centésimas al record con el que llegaba a Rio. El oro de Adam Peaty y su colosal crono dejaron en un segundo plano la plata del campeón en Londres, Cameron Van del Burgh, que con 58:69 quedó a mas de segundo y medio del británico, siendo el bronce para el estadounidense Cody Miller con 58:87, dejando sin medalla a su compatriota Kevin Cordes.

            Y llegaba el momento de contestar la pregunta que se planteó por la mañana: ¿Sería capaz Ledecky de batir el record mundial de los 400 Libres femeninos?. Y nuevamente la respuesta ha sido “SI”, y de la manera más tremenda, colosal y fantástica que uno pueda imaginar, rebajando su anterior plusmarca en 1 segundo y 91 centésimas, una barbaridad (me pasa lo mismo que a @Javisoriano2012, me faltan adjetivos para calificarlo…) dejando el nuevo tope mundial en 3:56:46.


            Detrás de Ledecky se disputó otra carrera con la plata y el bronce en juego, en la que se impuso la británica Jazz Carlin con 4:01:23, quedando el bronce para la estadounidense Leah Smith con 4:01:92 superando en dura lucha a la campeona europea Boglarka Kapas.

            Igualada se prevé la final de los 100 Espalda masculino tras ver los tiempos de las semifinales, donde las dos mejores marcas han sido para los estadounidenses Ryan Murphy y David Plummer con 52:49 y 52:50 respectivamente, además de otros cuatro por debajo de los 53 segundos, Larkin, Lacourt, Xu y Rylov.

            La misma previsión se tiene para los 100 Espalda femeninos, donde el mejor tiempo marcado por Kathleen Baker (58:84) en las semifinales no quiere decir nada, puesto que la ventaja sobre Katinka Hosszu, la china Yuanhui Fu o la australiana Madison Wilson es escasa, sin olvidar a Emily Seebohm, aunque vaya por la calle 1.

            Nuestra Duane Da Rocha lo dio todo para poder bajar del minuto en esta prueba, pero no pudo hacerlo, quedando octava en su serie con un tiempo de 1:00:85 y acabando al final en la decimoquinta posición. Muy bien Duane, que confío en que lo haga todavía mejor en los 200.

            El último gran momento de la noche estaba por llegar, puesto que todo el mundo estaba pendiente de ver si el gran Michael Phelps se colgaría una nueva medalla de oro con Estados Unidos en el relevo 4x100 Libres masculinos. Y una vez más, la respuesta fue “SI”. El cuarteto estadounidense formado por Caleb Dressel, Michael Phelps, Ryan Held y Nathan Adrian (3:09:92) superaban a los imbatible franceses (plata con 3:10:53) y a los poderosos australianos (bronce con 3:11:37) para engrandecer la leyenda del mejor nadador de todos los tiempos.


            Van dos días de competición y seis records del mundo “pulverizados”… como esto siga así estos van a ser los mejores Juegos Olímpicos de la historia en Natación!!!.

Ignacio Ortiz

@00CAFETERO