En pleno agosto era el turno de PPV SummerSlam, y nos ha dejado dos nuevos campeones: Charlotte recuperó el cinturón femenino mientras que el WWE Universal de RAW ya tiene a su primera cara, Finn Balor.


Balor se enfrentaba a Seth Rollins en la lucha del nuevo campeonato de la empresa. En los últimos instantes del combate, castigó con doble patada a Rollins y lo lanzó contra la barricada. Rollins respondió con un Pedigree pero no fue suficiente para llegar a la cuenta de tres. Balor tomó las riendas del combate y aplicó un Superplex desde la esquina, y posteriormente consiguió realizar su Diving Foot Stomp desde la esquina para hacerse con el título.

Sin embargo, Finn Balor anunció anoche en el programa de RAW que dejaba el campeonato de nuevo vacante debido a una lesión durante su combate con Rollins en el hombro que obliga al luchador a estar seis meses de baja y a ser intervenido por los médicos, pues sufrió una dislocación su hombro derecho. Para definir al nuevo campeón, se celebraron en RAW cuatro combates que decidieron a los cuatro aspirantes al título en una Fatal 4-Way: Roman Reigns, Kevin Owens, Big Cass y, nuevamente, Seth Rollins.

La segunda pelea que se realizó en SummerSlam 2016 fue la de Sasha Banks frente a Charlotte con el cinturón femenino en juego. La hija de Ric Flair recuperó el título ante Banks y suma ya dos ostentaciones de este Women's Championship.

Las dos sacaron todo su arsenal a relucir y no dejaron dominarse en todo momento. En el punto decisivo del combate, Sasha se lanzó desde la esquina hacia afuera del ring con un doble rodillazo para castigar a Charlotte, y esta reaccianó aplicándo su remate, aunque Banks sobrevivió. Finalmente, Sasha intentó rendir a Charlotte pero la hija de Ric Flair revirtió la llave para hacerse con la victoria con un small-package.