Nasser Al-Attiyah lo volvió a conseguir. El de Toyota se alzó con la victoria del Dakar 2019, uno de los más duros de los que se han celebrado en Sudamérica y, sobre todo, el más polémico.

Después de tres años de dominio de Peugeot, Toyota y MINI se postulaban como candidatos a una victoria que tuvo un invitado sorpresa, Sébastien Loeb con el Peugeot 3008 DKR de hace dos años. Los nuevos John Cooper Works MINI Buggy, la versión 4x2 que pilotaban Stèphane Peterhansel, Cyril Despres y Carlos Sainz, prometían dar guerra, pero finalmente por una u otra razón se quedaron por el camino.

La constancia le ha servido a Nasser Al-Attiyah para volver a coronarse en el rally raid más duro del mundo y en una edición a su medida. Desde el primer día demostró que tenía ritmo con el Toyota Hilux y una vez que se colocó en la cabeza, fue capaz de ir manejando los minutos de ventaja sin cometer grandes errores.

A Nani Roma que se situó en la segunda posición de la clasificación general tras el abandono de Stéphane Peterhansel y los problemas mecánicos de Sébastien Loeb, tan solo le quedaba esperar a que Nasser cometiese un error para poder luchar por la victoria.

El error de Nasser no llegó y finalmente se tuvo que conformar con una fantástica segunda posición de la clasificación general. La tercera posición fue para un Loeb que demostró que con un equipo con más medios podría haber estado luchando por la victoria. En cuanto a Carlos Sainz, perdió toda posibilidad de renovar su título cuando sufrió un accidente en la tercera etapa.

En motos, el australiano Toby Price se proclamó campeón por segunda vez en su carrera, un éxito que demuestra su fortaleza y entereza al triunfar nuevamente en el rally más duro con una muñeca maltrecha y tras haberse roto una pierna en esta misma competición hace 2 años.

Price, de 31 años, apenas podía mantenerse de pie cada vez que se bajaba de la moto en las últimas etapas. Rodeado de sus mecánicos, tenía que pedir ayuda para que le sacasen el guante de su mano derecha, que tapaba una muñeca hinchada, todavía no recuperada de la lesión que se produjo a apenas un mes para la salida del Dakar y que le obligó a pasar por el quirófano.

Con su segundo Dakar, este piloto rompe el empate que tenía con sus compañeros de equipo, el británico Sam Sunderland (2017) y el austríaco Matthias Walkner (2018), con uno cada uno. Price nunca se ha bajado del podio del Dakar siempre que ha terminado el rally desde que comenzó a participar en 2015.

Pasando a los quads, la supremacía argentina volvió a repetirse, luego de que Nicolás Cavigliasso consiguiera coronarse en la última etapa. Cavigliasso completó el Rally con un tiempo de 43 horas, 1 minuto y 54 segundos, mientras que González Ferioli culminó a casi 2 horas de diferencia.

El argentino dominó con total claridad a lo largo de las 11 etapas al quedarse con diez de las once disputadas en el territorio peruano. El podio quedó conformado completamente por pilotos argentinos, con Jeremías González Ferioli y Gustavo Gallego.

Eduard Nikolaev se consagró campeón en la categoría de camiones. El ruso, acompañado de sus compatriotas Evgeny Yakovlev y Vladimir Rybakov, hizo un tiempo total de 41 horas, 1 minuto y 35 segundos. Para Nikolaev es el tercer Dakar consecutivo y, en toda su trayectoria, consigue su cuarto campeonato.

En la clasificación general, el también ruso Dmitry Sotnikov se ubicó en el segundo lugar, 25 minutos y 36 segundos después que el líder. El holandés Gerard De Rooy fue el tercero y completó el podio.

En la última etapa, que comprendió el recorrido entre Pisco y Lima, el campeón ruso terminó en el sexto lugar, pero el trabajo realizado en las 9 etapas anteriores permitieron que se quedara con el primer puesto.

Por último, Francisco "Chaleco" López se pasó a la categoría Side by Side y venció su primer Dakar tras varios intentos en motos. Demostró desde el primer intante estar a la par de los mejores pilotos de la categoría y tomó el liderato.

López acabó tercero en la última etapa a poco más de 6 minutos del brasileño Reinaldo Varela, ganador del 2018 que esta vez acabó tercero de la general. El segundo puesto fue para el español Gerard Farres.