Los Toronto Maple Leafs anunciaron que Andreas Johnsson y Kasperi Kapanen seguirán siendo jugadores de la franquicia canadiense. Dos wingers que obtuvieron números más que decentes en la pasada temporada.

Por un lado Kapanen firmó un contrato de tres años por 9'6 millones de dólares, mientras que la extensión del sueco Johnsson ha sido para cuatro años por un valor de 13'6 millones. De esta forma, los Maple Leafs se sitúan con 6'9 millones por debajo del límite salarial (81'5), y aún pueden establecer a Nathan Horton en la Injured Reserve a largo plazo, lo que supondrían 5'3 millones más. Mientras tanto, el gerente general Kyle Dubas sigue peleando con las negociaciones del canadiense Mitch Marner.

Johnsson en su año rookie se portó en Toronto anotando 20 goles para terminar con 43 puntos en 73 partidos, y acabó siendo el 8º en la votación para el Calder Trophy. Por su parte, Kapanen fue el quinto máximo anotador de los Maple Leafs, empatado con Nazem Kadri con 44 puntos, y fue uno de los siete jugadores que alcanzaron los 20 goles en la pasada temporada 2018/2019.

El finlandés aprovechó la baja de William Nylander y obró 19 puntos al inicio del curso en los primeros 28 encuentros. Menguó su participación después pero aún promedió 0'5 puntos por juego en el resto de la temporada. Indicar que Kapanen seguirá siendo agente libre restringido hasta 2021/2022.