Rafael Nadal frenó el ímpetu del ruso Danil Medvedev para sumar en Montreal su quinto título en Canadá y elevar a 35 el número de Masters 1000 acumulados a lo largo de su carrera. Ahora cuenta con dos más que Novak Djokovic, el segundo que más títulos tiene de ese tipo. Por su parte Medvedev, campeón en Sofía este 2019 y finalista en Washington, Barcelona y Brisbane, estuvo alejado del nivel que mostró en el torneo.

El tenista español ganó por 6-3 y 6-0 a un rival al que no se había medido sobre una pista. Un tenista en plena evolución, instalado ya entre los diez mejores del mundo, que acusó su puesta en escena por primera vez en final de una competición de este calibre y que se descompuso progresivamente.

Bastó con la experiencia y la estabilidad para sacar adelante el partido y revalidar la corona en el trofeo canadiense. Nadal conservó siempre su saque. Rentabilizó la rotura obtenida al de Medvedev en el primer parcial, facilitado por dos dobles falta del ruso. Y es que no fue rival para Rafa, se desmoronó después. Sin capacidad de reacción, errático y resignado a su suerte cayó sin remisión, hundido hasta perder una final que duró 71 minutos. FUENTE


WIKIPEDIA