El 18 de junio de 1975 nació en Laval (Quebec, Canadá), toda una estrella del hockey hielo mundial. En este artículo hablaremos de la carrera exitosa de Martin St. Louis, un right winger que ganó de todo durante su carrera deportiva.

A pesar de su baja estatura, empezó a maravillar en la universidad de Vermont con su velocidad, agilidad en los pies y rapidez en sus manos. Con los Catamounts se convirtió en el máximo anotador de la universidad (267 puntos) y recibió nominación al Hobey Baker Trophy durante tres temporadas consecutivas.

De Vermont a ligas menores hasta que Calgary Flames le dio una oportunidad

Su tamaño (1'73 metros y 83 kg) le pasó factura a la hora de arrancar su carrera en la NHL. Primero tuvo que jugar en la antigua International Hockey League con los Cleveland Lumberjacks en el curso 1997/1998. Finalmente, en ese mismo año se convirtió en undrafted al firmar con los Calgary Flames y acabar la campaña con los St. John Flames de la AHL. En 25 partidos aportó 26 puntos (16 goles) y brilló hasta que los Flames lo llevaron al primer equipo con los que jugó 13 encuentros.

Sin embargo, las dos temporadas siguientes continuó jugando para los St. John Flames, destacando especialmente en la primera con hasta 62 puntos en 53 juegos, lo que hizo que definitivamente compitiera con los Flames en la NHL gran parte de la temporada. Finalmente en julio del 2000 lo incluyeron en el Draft de expansión de ese año, pero no fue elegido y se convirtió en agente libre restringido. Los Tampa Bay Lightning apostaron por él y sin duda alguna no se arrepintieron nunca de esa decisión.

La era Vincent Lecavalier - Martin St. Louis, la más exitosa de los Lightning

Conocido como Little Big Man, en Florida pasó 13 temporadas y se convirtió en uno de los máximos referentes de la liga. En la regular season del 2003/2004 logró 94 puntos, máximo de la competición en ese año y se convirtió en el primer jugador que ganaba el Art Ross Trophy desde Wayne Gretzky como máximo anotador. También logró el Hart Trophy como MVP y la propia Stanley Cup del 2004.

En el siguiente curso la NHL sufrió un lockout que lo llevó a jugar en Suiza con los HC Lausanne, pero un año después la máxima liga norteamericana regresaría y con ello Martin lo haría a los Lightning. Consiguió superar los 80 puntos en cinco temporadas más, logrando su máximo en 2006/2007 con 102, 43 de ellos fueron goles, sus mejores números. Su récord de asistencias lo registró en 2011 con 68, año en el que jugó su último All-Star, el sexto (2003, 2004, 2007, 2008, 2009, 2011). En cinco ocasiones visitó los Playoffs con Tampa Bay, pero nunca más pudo llegar a una Stanley Cup con ellos.

St. Louis se convirtió en capitán de los Lightning en 2013, un año después de ganar su segundo Art Ross Trophy, pero no llegó a acabar la temporada con ellos al solicitar su intercambio a los New York Rangers por diferentes motivos personales. Fue canjeado por Ryan Callahan y dos primeras rondas de los Drafts 2014 y 2015, y acabó el curso a lo grande.

Trade con los NY Rangers y su 2ª presencia en una Stanley Cup

Los Rangers se clasificaron a los Playoffs y pasaron la Primera Ronda tras siete partidos con los Philadelphia Flyers. En Semifinales de Conferencia, Martin sufrió un duro revés al fallecer de manera repentina su madre, pero supo mantener la compostura y la mente fría para liderar a la franquicia neoyorkina hasta la Stanley Cup como un verdadero héroe. Remontaron un 3-1 ante los Pittsburgh Penguins, se convirtieron en campeones del Este al vencer por 4-2 a los Montreal Canadiens y se plantaron en la final. Allí, Los Ángeles Kings se convertían en los nuevos campeones de la liga.

La temporada 2014/2015, con 39 años, sería la última para St. Louis. Sus números se veían en descenso año tras año y en este último curso se quedó en 52 puntos, la tercera marca más baja de su carrera. Aún así peleó con los Rangers hasta la Final de Conferencia, donde precisamente los Lightning se llevaron el duelo definido en siete juegos. De forma definitiva, el 2 de julio de 2015 anunció su retirada.

Martin se fue siendo toda una estrella dentro y fuera del hielo, pues recibió hasta tres veces (2010, 2011 y 2013) el Trofeo Lady Byng, premio a la mayor deportividad y civismo dentro de la cancha. Al margen de su exitosa carrera en la NHL, también vislumbró con el jersey de la selección de Canadá, proclamándose campeón del mundo en 2004, plata en los Mundiales de 2008 y 2009 y campeón olímpico en Sochi 2014.

Por supuesto, la propia NHL ha reconocido su tremenda importancia en esta liga. En primer lugar, los Tampa Bay Lightning retiraron la primera camiseta de la historia de su franquicia, el número 26 en enero del 2017. Y en segundo lugar, St. Louis fue incluido en el Hall of Fame el pasado 26 de junio de 2018.