Suárez debió morder en hueso viendo sus gestos de dolor

Partido clave para el devenir del mundial, Italia y Uruguay se la jugaban. Los celestes eran los que menos posibilidades tenían ya que solo les valía la victoria mientras que a la escuadra "Azzurra" el empate y la victoria les valía para seguir vivos.


 Partido igualado y sin mucho fútbol vistoso, fue el clásico partido a vida o muerte en el que los dos equipos se juegan mucho pero no arriesgan en nada. Italia estaba conforme con el empate y no haría nada que le pudiese regalar un gol a los uruguayos, esto se traduce en poco juego ofensivo de Italia y las pocas llegadas que tuvieron terminaron en tiros lejanos que salieron bastante desviados. Mientras Uruguay que tampoco hizo un buen partido metió un poco el miedo en el cuerpo con una jugada en el minuto 32 en la que Buffon por dos veces detenía los disparos de Suárez y Lodeiro.
Juzguen ustedes

El partido se rompió ya en la segunda mitad, un cruce de cables del jugador italiano Claudio Marchisio que cuando él tenia el balón controlado le propino un planchazo casi a la altura de la rodilla al jugador uruguayo Arévalo Ríos. Roja clara e Italia jugaría con uno menos los 30 minutos restantes. Uruguay comenzó a llegar mas y Suárez tuvo la ocasión más clara hasta el momento que Buffon volvió a desbaratar, el guardameta era el único que estaba a la altura del partido. Minutos después Suárez la volvió a liar, pero de mala manera, el jugador uruguayo le propino un mordisco al italiano Chiellini que quedo sin castigo alguno.(Imagen de portada)

Godín rematando el 0-1
En el minuto 81 Uruguay toco el cielo. Corner colgado por Ramírez al punto de penalti y Godín que salta mas que ninguno remata de cabeza y marca, el héroe que dio una liga al Atletí, que marco en Da Luz, hoy volvió a marcar, 0-1 y Uruguay a octavos.

El Grupo D termina con Costa Rica como primero y Uruguay como segundos, quedan fuera Italia e Inglaterra.