Final Four Grupo 3 (Bratislava, Eslovaquia)


Montenegro 3-1 China
(25-21, 25-21, 22-25, 25-15)

Eslovaquia 1-3 Egipto
(23-25, 25-22, 25-27, 23-25)

3º puesto: China 2-3 Eslovaquia
(25-17, 28-26, 20-25, 27-29, 13-15)
FINAL:  Montenegro 2-3 Egipto
(20-25, 25-21, 2325, 25-23, 9-15)

Final Four Grupo 2 (Varna, Bulgaria)


10 julio  17:40
Bulgaria 3-1 Bélgica
(23-25  25-14  25-18  25-20)
10 julio  20:40
Francia 3-0 Argentina
(25-13  25-20  25-17)

11 julio  17:40
3º puesto: Bélgica 2-3 Argentina
(18-25  25-20  21-25  25-18  11-15)

11 julio  20:40
FINAL:  Bulgaria 0-3 Francia
(16-25  20-25  21-25)


GRUPO 1 (Río de Janeiro, Brasil)

15 julio  14:05
 Francia 3-1 Brasil
(27-29  25-21  31-29  25-19)

16 julio  14:05
Brasil 3-1 Estados Unidos
(28-26  22-25  25-22  27-25)

17 julio  14:05
Estados Unidos 3-1 Francia
(25-21  25-22  24-26  25-20)

1º. Estados Unidos - 3 puntos   Ratio de puntos: 1.031
2º. Francia - 3 puntos    Ratio de puntos: 1.000
3º. Brasil - 3 puntos      Ratio de puntos: 0.971

GRUPO 2 (Río de Janeiro, Brasil)

15 julio  16:05
Serbia 2-3 Italia
(23-25  25-14  23-25  25-20  9-15)

16 julio  16:05
Polonia 3-1 Italia
(25-15  27-25  20-25  25-20)

17 julio  16:05
Serbia 3-2 Polonia
(18-25  25-22  22-25  25-22  15-13)

1º. Polonia - 4 puntos     Ratio de puntos: 1.074
2º. Serbia - 3 puntos       Ratio de puntos: 1.019
3º. Italia - 2 puntos         Ratio de puntos: 0.911

Final Four

18 julio  10:00
Estados Unidos 2-3 Serbia
(23-25  21-25  27-25  25-20  12-15)

18 julio  12:05
Polonia 2-3 Francia
(23-25  23-25  25-19  25-22  15-17)


19 julio  09:10

3º puesto: Estados Unidos 3-0 Polonia
(25-22  25-23  25-23)

19 julio  11:30

FINAL:  Serbia 0-3 Francia
(19-25  21-25  23-25)


La selección de Francia se confirmó como la gran sorpresa de la Liga Mundial de Voleibol al proclamarse campeona del torneo tras imponerse a Serbia por un contundente 3-0 en la final, disputado en el Gimnasio Maracanazinho de Río de Janeiro.

Serbia y Francia protagonizaron una final inédita en el torneo, en la que tanto los balcánicos, subcampeones en cuatro ocasiones, como los galos, que accedieron a la fase final tras quedar primeros en la segunda división de la competición, buscaban su primer título de la Liga Mundial.

Antonin Rouzier y Earvin Ngapeth anotaron 17 y 16 puntos respectivamente para contribuir decisivamente a la victoria.