El Club Egara se proclamó campeón de la Divsión de Honor masculina al superar por la mínima al RC Polo, en una final disputada en el Pla del Bon Aire (1-2). Vicenç Ruíz fue el mejor jugador del partido que acabó dando el 16º título liguero al Egara, el primero 3 años después del conseguido en 2016.

Un encuentro donde los de Keenan arrancaron con fuerza. Lo hacían con varias acciones, principalmente desde el penalti córner, que podían haber cambiado pronto el signo del partido. Pero Mario Garín, era el artífice, con varias intervenciones de enorme mérito, de que el marcador siguiera como al principio.

Con mucha intensidad transcurrieron los minutos ya en el segundo acto. Un tiempo, que sin embargo, no trajo oportunidades claras para modificar el resultado. Aunque esto fue una circunstancia que cambiaría con el arranque del tercer período. Un remate de los de Barcelona, que se estrellaba en el larguero, provocaba una rápida contra local. La bola, después de varios rechaces, llegaba a boca de gol, donde Pau Quemada, muy atento, la recogía para anotar el primero de la tarde (0-1, minuto 37). Una modificación que tuvo continuidad en nuevas ocasiones. Fue de una de ellas, desde el penalti córner, cuando Josep Romeu ampliaba la renta a dos.

Un resultado con el que se entraba en el cuarto definitivo. Momento en el que los de García Cuenca se marcharon a por su rival. Bolas al penalti y doble intervención de Quico Cortés, que evitaba que el Polo descontara. Una circunstancia que sí que lograrían poco después, cuando David Alegre dejaba una recta final apasionante al establecer el 1-2 en el minuto 61.

Un tramo definitivo que llegaba con un penalti en el último minuto para los vigentes campeones de Copa del Rey. Despejado por la defensa, el partido llegaba a su fin, llevando un nuevo título al Egara. TODOS LOS RESULTADOS