Definitivamente los Toronto Maple Leafs lograron atar a su winger estrella Mitch Marner. Han acordado para las próximas seis temporadas con una media de unos 10.893 millones de dólares al año. 

Si a este nuevo contrato le añadimos los dos grandes que también tienen Auston Matthews (11.634 millones AAV hasta 2023/2024) y John Tavares (11 millones hasta 2024/2025), el salario de la franquicia de Toronto se ve bastante comprometido en estos próximos años. 

De hecho se prevé que los Maple Leafs tengan que efectuar decisiones difíciles sobre jugadores que en uno, dos o tres años sus contratos se ven acabados, y seguramente llegados a ese día querrán un aumento salarial en sus siguientes negociaciones, tal y como ha sucedido con Marner. Jugadores que pueden mostrar esta situación pueden ser Jake Muzzin o Tyson Barrie el año que viene, el portero Frederik Andersen, Morgan Rielly en 2022, Andreas Johnson, Alexander Kerfoot, William Nylander o el propio Matthews en 2024.

Pero en Toronto el futuro es ahora y por ello lo dieron todo para contener a Marner en un equipo que espera luchar por la Stanley Cup y romper la mala racha de caer durante tres temporadas consecutivas en la Primera Ronda de los Playoffs. Y es que el jugador canadiense lleva tres campañas en la NHL y, junto a John Tavares, mejoró su aportación y realizó sus números más altos con 94 puntos, donde logró 26 goles y 68 asistencias.

Es más, Tavares también tuvo su actuación más destacada en su décima temporada, terminando con 88 puntos, de los cuales más de la mitad fueron goles (47). El center acompañado de los jóvenes Marner de 22 años y Matthews con 21, conformarán una línea de ataque de élite y que, ahora, se garantiza que durará por muchos años más en Toronto Maple Leafs.